Nueva Experiencia Forrajera y en Cosecha que realizará Claas Argentina

NoticiasCon 0 comentario

La eficiencia de los tambos, tema clave de la jornada, que se realizará en Sunchales.

En la jornada Experiencia Forrajera y En Cosecha que CLAAS Argentina realizará el 7 de diciembre en Sunchales, Javier Baudracco y Belén Lazzarini, de la Universidad Nacional del Litoral, darán las claves para lograr sistemas lecheros con un uso eficiente de los forrajes y un manejo simplificado.

“¿Es posible trabajar en sistemas lecheros simples y eficientes?” será la pregunta que responderán Javier Baudracco y Belén Lazzarini, de la Universidad Nacional del Litoral, durante la próxima edición de “Experiencia Forrajera y en Cosecha” que CLAAS Argentina realizará el 7 de diciembre en la localidad santafesina de Sunchales (Ruta Nacional 34, Km 255).

En plena cuenca lechera, la más importante del país, el tema será debatido en el auditorio de la jornada luego de que los asistentes se hayan capacitado sobre manejo de alfalfa, verdeos de invierno, maíz y trigo, además de disfrutar las dinámicas de maquinaria a campo y la disertación de Carlos Melconian, que participará del cierre del encuentro.

“Para lograr sistemas rentables es necesario producir elevada cantidad de forrajes pero también consumirlos y transformarlos en leche de forma eficiente“, adelanta Baudracco y explica que durante los últimos años los sistemas lecheros argentinos han incorporado mucha tecnología de insumos relacionada con los animales y la alimentación. Ejemplos de esto es el incremento en el uso de alimentos concentrados y reservas por vaca, la incorporación de maquinaria para distribución de alimentos, la creciente utilización de insumos relacionados a la sanidad animal y el elevado uso de semen importado para generar vacas de alta producción de leche.

Esta intensificación –sostiene el especialista- ha resultado en sistemas cada vez más complejos, con mayores costos de producción, difíciles de manejar. “Además, pese a esta complejización, los niveles de producción alcanzados por el tambo promedio argentino resultan bajos en relación al potencial genético de los animales, a los alimentos utilizados, y a la elevada intervención humana demandada“, acota.

Según los datos surgidos de la Encuesta Lechera que realizó INTA en el ejercicio 2016-2017, el 60% de los 190 tambos encuestados en la región pampeana produjo menos de 7.500 por hectárea por año. Estos bajos niveles comprometen la rentabilidad, y consecuentemente, la subsistencia de los tambos.

“La alimentación, en general en Argentina, se piensa y define en función de la vaca y no del sistema. Como consecuencia, existen períodos en los que se observan grandes desperdicios de pastura y de silaje“, agrega Lazzarini.

Por otra parte, si bien se reconoce que la calidad del alimento influye sobre la eficiencia de conversión, existe poco interés en la mejora de la calidad de pasturas y suplementos consumidos, lo que se observa en las relativamente bajas calidades de los alimentos analizados.

“Existe una enorme oportunidad de incrementar la producción de leche por vaca a partir de mejoras en la calidad de las pasturas y la calidad de las reservas. Si bien estos temas se investigan y discuten desde hace décadas, en general no se logran mejoras relevantes en las situaciones reales“, afirma Baudracco.

La jornada organizada por CLAAS junto a KWS y BASF, con el acompañamiento de Allochis, Richiger y Sancor Seguros, entre otras, y el apoyo de INTA y la Cámara Argentina de Contratistas Forrajeros, es gratuita y no se suspende por lluvia.

Los interesados pueden inscribirse online ingresando a www.experienciaforrajera.com, llamando al 03493-427-700 o escribiendo a info.argentina@claas.com

Fuente: claas.com.ar